Museo de la ciudad de mexico reseña

Museo de la ciudad de mexico reseña

Descripción de la ubicación de Ciudad de México

Seleccionar las mejores cosas que hacer en la Ciudad de México no es una tarea fácil, teniendo en cuenta que es la segunda ciudad más grande del mundo. Por eso, en este post, he seleccionado los lugares más emblemáticos para visitar en la Ciudad de México para ayudarte a acotar tu búsqueda e incluir en tu Itinerario de la Ciudad de México los principales lugares imperdibles para ver y las cosas que hacer cuando vayas a visitar la CDMX.

La Ciudad de México es un paraíso para los amantes del arte y la cultura. Sólo en los 15 kilómetros cuadrados del Centro Histórico podrá admirar más de 1.400 edificios significativos que datan de los siglos XVI al XIX, además de museos y la antigua ciudad prehispánica de Tenochtitlan. No es de extrañar que la propia zona sea Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

La arquitectura precolombina de la ciudad sigue recordando su pasado. Aunque los conquistadores españoles construyeron su nueva ciudad sobre las ruinas de la metrópoli azteca de Tenochtitlán, aún sobreviven varios palacios e iglesias barrocas de la época colonial.

En la Ciudad de México se pueden identificar distintas zonas, algunas de las cuales merecen la pena ser visitadas y otras son las más idóneas para encontrar un buen hotel donde alojarse en la Ciudad de México, para lo cual también te tengo cubierto.

¿Por qué es famosa la ciudad de México?

Desde su fundaci髇, el MAM ha desempe馻do un papel decisivo en la consolidaci髇 y difusi髇 de un patrimonio p鷅lico, principalmente en virtud de su excepcional colecci髇 que abarca un arco temporal de largo plazo (desde los a駉s veinte hasta el presente) pero que, por su misma configuraci髇 evolutiva, implica una vocaci髇 retrospectiva y al mismo tiempo prospectiva.

Al ser inaugurado en 1964, como parte del programa de institucionalización de la cultura que caracterizó al gobierno de Adolfo López Mateos, el Museo de Arte Moderno (MAM) adquirió la calidad de emblema oficial de la modernización del país. En esos años también se inauguraron el Museo Nacional de Antropología, el Museo Anahuacalli, la Pinacoteca Virreinal (hoy desaparecida), el Museo de Historia Natural y el Museo de la Ciudad. Aunque, en un principio, las salas del MAM adoptaron un amplio perfil historicista, pronto apostaron por la renovación y, por tanto, por una imagen actualizada del arte nacional que cuestionaba el discurso de la identidad nacional heredado de la Revolución, a través de la primera gran exposición dedicada a Rufino Tamayo, quien en su momento encarnó la revocación de los códigos del muralismo y de la Escuela Mexicana, la apertura desprejuiciada a los criterios en boga a nivel mundial.

Introducción a México

El Museo de la Ciudad de México se encuentra en Pino Suárez 30, a pocas cuadras al sur del Zócalo, en lo que fue la Calzada de Iztapalapa, cerca de donde se encontraron por primera vez Hernán Cortés y Moctezuma II. Este edificio fue el palacio de los Condes de Santiago de Calimaya, descendientes de uno de los conquistadores que acompañaron a Cortés. La casa fue ampliamente remodelada hasta conseguir el aspecto que tiene hoy en día y permaneció en la familia hasta 1960, cuando el Gobierno de la Ciudad de México se la adquirió para fundar el Museo que hoy se encuentra allí. El museo contiene varios elementos del antiguo palacio, así como 26 salas dedicadas a la historia y el desarrollo de la Ciudad de México desde la época azteca hasta la actualidad. También contiene una biblioteca y los estudios del pintor Joaquín Clausell, que vivió aquí a finales del siglo XIX y principios del XX.

La historia del Antiguo Palacio de los Condes de Santiago de Calimaya, se remonta al año de 1527, cuando don Juan Gutiérrez Altamirano llega a la Nueva España procedente de la isla de Cuba donde había sido gobernador en 1524; para tomar el cargo de Corregidor de Texcoco y veedor de Hernán Cortés.

Museo de historia mexicana monterrey

El Museo Nacional de Historia es el recinto que guarda la memoria de la historia de México, desde la conquista de Tenochtitlan hasta la Revolución Mexicana. Sus salas muestran una diversidad de objetos representativos de cuatro siglos de la historia de México. El museo se encuentra en el Castillo de Chapultepec, cuya construcción se inició en 1785 durante el gobierno del virrey de Nueva España, Bernardo de Gálvez. Aunque fue creado como casa de descanso, con el tiempo se adaptó a diferentes usos: fue colegio militar, residencia imperial con Maximiliano y Carlota (1864-1867), residencia presidencial y, desde 1939, sede del Museo Nacional de Historia.

El museo cuenta con 12 salas de exposición permanente que presentan la trayectoria histórica del país, desde la Conquista hasta la Revolución Mexicana; y 22 salas en el área conocida como Alcázar, donde se recrean las habitaciones de Maximiliano y Carlota y del presidente Porfirio Díaz, así como una sala que recuerda el asalto al Castillo de Chapultepec.